domingo, 20 de julio de 2008

...y me asomo a la ventana


Y te asomas a la ventana

Y como cada día es lo mismo

Te lo contaré:


Me asomo a la ventana

Y como cada día es lo mismo

Ando en una acera vieja

Pasando puerta tras puerta

Dejando mi estancia

Cortada de raíz y sin luz

Habitaciones desiertas

No sé

Mucho dolor

Aquí

Cuando pienso

En porque pienso

“en las palabras

que traducen lo que pienso”...


y dices que no debería pensar tanto

y que me hace más daño que servicio

oh, quizás es cierto...

claro...

me caeré en un trasluz

y me pondré una cabeza muy liviana

con el peso de un pluma

de veleta sobre mis ojos.


Me compraré un cd

Me pondré unas converse

Me iré a la razz

Bailaré arctic monkeys

Tomaré algo de speed

Me dejaré caer por ahí...


Dejaré de mirar el ciego sonido del cemento

Reflejado en los ojos de los obreros

(mira, ese dominicano

se llama Johnny y tiene 23 años

mastica con la tristeza de un viejo

un pedazo de pan de molde

alguien le dijo de pequeño

que sería un héroe).


Y dejaré de mirar

Las hojas en mi mano

Y pensar en Whitman

Y dejaré de mirar

A los lados de las carreteras

Y ver

La sangre derramada de los gatos.


Si

Fuera

Tan

Fácil


No ver lo que me duele...

Estar sordo al mundo que piso

Pero cuando tu te quedas dormida

En la oquedad de un silencio cualquiera

Mi corazón aún bombea

Y se me queda esta mirada de tristeza

Porque me duele todo

Porque que mundo nena joder

Como para no pensar...


Y en mi ventana

Cada día es lo mismo

Intento no pensar

Entro adentro y me hago una ensalada

Con brotes de soja de bote

Y maíz del gigante verde


Pienso

Que no tengo hambre

Y todo me sabe a ceniza

Hasta

Todo lo que me dices.

2 comentarios:

Raquel Fernández dijo...

Muy bueno. Me encantó leerlo.
Un beso.

DKaW_ dijo...

muchas gracias raquel por tu comentario